Un pueblo llamado Gaviotas

Un pueblo llamado Gaviotas . El lugar donde se reinventó el mundo

. El lugar donde se reinventó el mundo
Editorial
DEBATE
Materia
Sostenibilidad | Protección internacional del medio ambiente
Traductor
DELGADO ESCRUCERIA, ADRIANA;
Encuadernación
Libro electrónico
Nº páginas
320
ISBN
978-84-9992-442-7
EAN
9788499924427
Fecha publicación
03-04-2014
Precio
11.99€ (9.91€ sin IVA)

Autor

Información sobre el autor no disponible

Sinopsis

Un clásico del ecologismo que narra la historia del pueblo que reinventó el mundo. Al norte de la selva amazónica colombiana, Los Llanos, una de las zonas más hostiles de la Tierra, se ha convertido en el sorprendente escenario de una de las historias medioambientales más esperanzadoras que existen. A finales de los años 60, Paolo Lugari, un joven colombiano experto en desarrollo, se preguntó si esta árida región podría transformarse en un lugar habitable. No podía imaginar que cuarenta años más tarde su experimento llegaría a convertirse en un paradigma del desarrollo sostenible, un pueblo llamado Gaviotas. Ante la falta de infraestructuras, los primeros gavioteros inventaron molinos de viento, bombas manuales capaces de extraer agua de acuíferos profundos y paneles solares que podían calentar e incluso potabilizar agua bajo los cielos siempre nubosos de Los Llanos. Con el tiempo, los pobladores de Gaviotas han conseguido recuperar un ecosistema perdido y se está regenerando la selva tropical que una vez cubrió la región. En los tiempos inciertos en los que vivimos, con un crecimiento desmesurado de la pobreza y el agotamiento de los recursos naturales no renovables, Gaviotas es un testimonio inspirador de compromiso, creatividad y esfuerzo comunitario para construir una sociedad autosuficiente y un futuro sostenible. Un clásico del ecologismo que narra la historia del pueblo que reinventó el mundo. Un libro que toma especial relevancia en el Día mundial del medioambiente. Reseña:«Alan Weisman ha conseguido captar lo que siempre hemos sabido pero olvidamos continuamente en nuestras vidas industriales y narcotizadas: que nosotros tenemos la solución.»Charles Bowden